Gente y Estilo

Roberto Durán: “La mayor gloria fue cuando le compré la casa a mi mamá”

2570
0

A propósito de que hoy es el cumpleaños 69 de leyenda del boxeo panameño, Roberto Mano e´Piedra Durán, Alpha Grupo Editorial  recuerda y comparte una de las entrevistas que le hiciéramos, tratando de escudriñar un poco entre los rincones de su vida, de su historia personal, a través de una conversación que logró evadir los “golpes” de su personalidad controversial.

Soy un “tipo mañoso”, dijo. Quizás por eso se muestra esquivo, pero ante la insistencia del periodista, accedió a conversar sobre el tema central de su vida: el boxeo. Alguien del séquito que lo acompañaba, pronuncia una frase de rigor: “Habla de lo que quieras, Roberto”. Y Roberto Carlos Durán Samaniego asiente ante lo acostumbrado, ante las lisonjas que han sido tan constantes en su vida como los guantes y el ring.

¿Quién osaría contradecirte, Roberto?  el mejor peso ligero de la historia; entre los cien mejores golpeadores; el seis veces campeón mundial; “Mano e` Piedra”. ¿Acaso es poco, Roberto? Ahí está el barrio con tu alias; ahí está tu estatua en Vía Argentina; tu gloria en El Chorrillo; tu cara en las vallas de la Balboa… ¡y hasta una película sobre tu vida y varios documentales!

-¿Qué ha significado para su vida la película?

– Felicidad y un gran orgullo.

-Primero, acaba de decir algo que me llamó la atención: que usted, antes que agresivo, es mañoso.

-Eso es lo más importante.

-¿Por qué cree que es lo más importante? ¿Cree que eso lo llevó a ser lo que fue?

-Sí. Tú no puedes ser agresivo, tienes que ser mañoso. Tú tienes que mirar al tipo y saber cómo le vas a pelear. Eso significa maña: no dejarte pegar y pegar tú.

-En su época hubo un boom de estrellas del boxeo. Hoy en día, ha cambiado y, más que todo, priva la parte económica

-Bueno, en mi época nos pagaban bien, no tanto la bolsa, porque acuérdate que el mundo da vueltas. Se fueron los pesos pesados, se fueron los tiempos de antes y vinieron esos nuevos que éramos nosotros. Ya todos nosotros nos estamos yendo también y hay quienes vienen nuevos: todo el lote bravo se fue.

-O sea, que el tiempo pasado del boxeo fue mejor

-Correctamente.

Mirando al Istmo
-¿Cómo ve el boxeo en Panamá?

-Bueno, el boxeo en Panamá está bastante flojo. No sólo en Panamá, sino mundial. El boxeo, mundialmente, está flojo.

¿Cuál es la diferencia entre el boxeo de hoy y el de su época?

-Que en mi época habían  boxeadores. Ya no hay boxeadores. Estoy hablando mundial, que habían buenos boxeadores. Lastimosamente, todos se van, todos se van…

-¿Qué les dice a quienes piensan que el boxeo no es deporte sino agresión?

-Yo a esa gente no le hago caso porque esa palabra que tú acabas de decir, eso es una palabra vieja, es una contestación que no vale la pena (…) más agresivo es el fútbol americano. El boxeo es técnica, es un arte.

-¿Cuál es su mayor gloria, su mayor triunfo?

-La mayor gloria de todos mis triunfos fue cuando le compré la casa a mi mamá.

-¿En qué lugar se coloca usted en la historia del boxeo?

-Yo tengo que ponerme en primeros lugares. Yo he hecho mucho: yo he ganado seis títulos mundiales. Yo me he equiparado con gente que pensaba que no podía ganarle siendo panameño y le gané.

-Usted cree que logró…

-¡No! Yo no creo que logré: yo logré. Yo no creo, ¿oíste? Yo logré, que no es lo mismo. Yo creo que he logrado, como dices tú, lo mejor pa’ mi país.

Fin del asalto

-Del mundo de hoy, ¿qué noquearía?

-¿Qué es lo que no haría?

-Qué noquearía.

-¿Qué noquearía? La pobreza.

-A los que dicen que Roberto Durán es egocéntrico, ¿qué les responde?

-¿En qué palabra significa qué es hidrocéntrico? No lo entiendo bien.

-Egocéntrico: como creído.

-¿Creído yo? ¡Ahí sí la fallaste! ¡Ahí sí falló! Dice que la gente dice que yo soy creído. ¿Tú estás…? ¡Jajajajajaja!

Durán se levanta mientras golpea la mesa con el nudillo de la mano derecha, marcando el punto final que cercena la comunicación. Sarcástico, ríe mientras emprende la retirada. Empero, me levanto e insisto:

-¿Qué les responde?

-¡Que el que te diga eso está más loco que el diablo!

Comprendo que es momento de la despedida. Le extiendo la mano y le doy las gracias por su tiempo.

Postdata

Esta gloria panameña también recibió las llaves de la ciudad de Miami y otros homenajes por parte del Consulado de Panamá en Miami y del FLorida Boxing Hall of Fame. Los honores se extendieron a Los Ángeles, Nueva York, Dallas, Chicago, El Paso, y la meca del boxeo, Las Vegas.