Reportajes Especiales

En Panamá ocurren 140 eventos sísmicos al mes

81
3

En Panamá ocurrieron 23 sismos en los últimos 7 días del mes de marzo, cuya magnitud osciló entre 2 y 4.5. Según el Instituto de Geociencias de la Universidad de Panamá durante el año 2023 se registraron mil 900 temblores en el país y se ha establecido un promedio mensual de 140 eventos sísmicos.

Esta estadística nos traslada a un tema que ha sido discutido ampliamente en Panamá sobre las condiciones de seguridad que poseen las edificaciones, y en general toda la infraestructura urbana que se ha levantado en el país en los últimos 40 años.

Desde el punto de vista de la normativa de construcción se ha trabajo sostenidamente para garantizar que las construcciones atiendan los requerimientos técnicos necesarios para resguardar la integridad de las edificaciones y de las personas que la habitan al momento de presentarse un evento natural de consideración.

En el año 2021 se actualizó la normativa general sobre construcciones, elaborando y aprobando el Reglamento para el Diseño Estructural de la República de Panamá, conocido como el REP-22. Dicho reglamento fue desarrollado por la Junta Técnica de Ingeniería y Arquitectura, ente regulador de las profesiones relacionadas.

Este nuevo reglamento contiene normas que apuntan al tema de los fenómenos naturales, entre ellos la actividad sísmica. Esos lineamientos están formulados en base a varias condiciones, entre las que cuenta la actividad sísmica histórica y proyectada en el país, y su cumplimiento debe hacerlo valer la dirección de Obras y Construcciones del Municipio de Panamá. Sus funcionarios tienen que velar para que los desarrolladores de obras de infraestructura lleven a la realidad lo que contemplan sus planos.

El REP 22 establece que todos los edificios o viviendas unifamiliares de una sola planta que se construyan en Panamá tienen que cumplir con las exigencias antisísmicas contenidas en la norma. Los especialistas en el tema aseguran que los enormes rascacielos que caracterizan nuestra ciudad están diseñados para resistir movimientos telúricos; sin embargo, no se garantiza que, de registrarse un terremoto de gran magnitud, no ocurran daños.

En Panamá, el reglamento de edificación se revisa cada diez años, con lo cual, es imposible certificar que las estructuras más antiguas cuenten con todas las exigencias estructurales que se han añadido recientemente.

Importante la investigación

No hay duda de que Panamá ha tenido avances en cuanto a la preparación y formación del personal en el área de atención de emergencias; no obstante, es necesario que este proceso sea recurrente y vinculado a experiencias internacionales para saber a ciencia cierta cuál es el alcance ideal y definir un eje transversal de gestión de riesgos que nos permita lograr una mayor efectividad.

El Sistema Nacional de Protección Civil de Panamá ha dicho en ocasiones anteriores que esta fase de investigación para la prevención requiere una importante inversión de recursos y por ello es fundamental que se tome en cuenta esto en el presupuesto.

Expertos en la materia han dicho que el hecho de que en Panamá no hayamos tenido un evento de carácter severo, no significa que no podamos tenerlo, por esa razón es necesario estar preparados y contar con todos los recursos necesarios para enfrentarlo.

Mayor capacidad

Panamá, a través del REP, ha mejorado su capacidad de construcción y ha robustecido su nivel de resistencia ante eventos de esta naturaleza. Hemos logrado avances significativos en esta materia, principalmente en la fase previa al evento”, aseguran funcionarios de SINAPROC.

Exitoso simulacro regional

El pasado mes de junio de 2023 se realizó en Panamá el III Simulacro Regional de Respuesta a Desastres y Asistencia Humanitaria, el cual permitió una interesante interacción con organismos y expertos de los países centroamericanos.

Esta iniciativa permitió fortalecer la capacidad de acción y reacción de los organismos encargados de la protección y seguridad de la población civil y Panamá dio un “paso importante por la humanidad”, al adquirir conocimientos que serán punta de lanza de ahora en adelante para hacerle frente a los embates de la naturaleza”, dijo el ministro de Gobierno, Roger Tejada.

Como desenlace de esta práctica, el presidente de la República de Panamá, Laurentino Cortizo Cohen, firmó el Decreto Ejecutivo para crear el Comité Técnico de Acreditación Nacional de Grupos de Búsqueda y Rescate Urbano (CTAN-USAR); adicional el Gobierno Nacional impulsará una Ley de política pública de simulacros, con la articulación operativa de los ministerios de Educación, Salud, Seguridad, Gobierno, entre otras instituciones públicas.