Nacionales

Banco de Alimentos Panamá no descansa

861
0
Foto: BAP

Por: BAP

Al concluir el año 2020, un año particularmente difícil, donde la pandemia causada por el virus COVID19 puso a prueba muchas de nuestras fortalezas, la Campaña Alimenta Una Vida que iniciaron en abril de 2020 el Banco de Alimentos Panamá (BAP) y la Cámara Panameña de Desarrollo Social (CAPADESO), quiere hacer un alto para reconocer, el esfuerzo, la dedicación, la voluntad, pero en especial la solidaridad demostrada durante los 9 meses de su ejecución.

Foto: BAP

En el mes de marzo del 2020, como respuesta inmediata a la pandemia Covid-19, para brindarle alimentos, artículos de limpieza y aseo personal a organizaciones sin fines de lucro, se activó una iniciativa bajo el nombre de Alimento Solidario. En ese primer mes se recibieron donaciones por $234,428 dólares, aporte que permitió llegar a 13,652 personas a través de 115 organizaciones sin fines de lucro y contar con el capital semilla para iniciar en el mes de mayo la Campaña Alimenta una Vida.

Foto: BAP

La Campaña Alimenta una vida inició con una meta agresiva de llegar a 30,000 personas mensualmente, por un periodo de 3 meses. Dado que la pandemia recrudeció en nuestro país, con el inmenso apoyo recibido se logró brindar este aporte por 8 meses (mayo a diciembre del 2020). Durante este periodo cada persona recibió una bolsa de alimentos que contenía todo lo necesario para alimentarse por 1 mes.

Foto: BAP

Gracias al compromiso y solidaridad de muchos, hoy nos llena de orgullo compartir las cifras acumuladas al 31 de diciembre y auditadas por BDO Panama:

  • $5.8 millones en donaciones de los cuales se invirtieron en alimentos $5,727,430 millones.
  • 29,358 fue el promedio de personas que mensualmente recibieron bolsas de alimentos durante 8 meses a lo largo de todo el país, a través de 160 organizaciones sin fines de lucro.
  • 4,565,665 kilos de alimentos fueron entregados, lo cual representa el equivalente a 13,696,994 platos de comida.

Los logros alcanzados por la campaña Alimenta Una Vida han sido posibles gracias al apoyo decidido de nuestros donantes, voluntarios, empresas aliadas, organizaciones sin fines de lucro, un comité ejecutivo que logro negociar precios, abastecimiento y logística para la entrega de los alimentos, el apoyo de los medios de comunicación, y todos aquellos que han aportado su granito de arena para que la rueda de la esperanza y la solidaridad no se detenga.

En este 2021 nos preparamos para seguir en este camino, porque la pandemia aún no termina. Debemos seguir alimentando vidas y recordar que hoy, ayudar importa más que nunca.

Foto: BAP