Nacionales

Aún no llegan las vacunas contra la Covid-19 para hacer las pruebas

456
0
Esta vacuna forma parte de la iniciativa Covax, diseñada por la Organización Mundial de la Salud para garantizar un acceso global equitativo a las vacunas para la Covid-19. Foto: Covax
Debido a la irregularidad de los vuelos del país de orígen hacia Panamá, no ha podido llegar aún la vacuna alemana con la que se iniciarían las pruebas en fase 2, según asegura el Centro de Investigación Cevaxin, del que  forma parte el Instituto de Investigaciones Científicas y Servicios de Alta Tecnología (Indicasat-AIP).

La vacuna alemana es desarrollada por la farmacéutica CureVac, con la que el Consorcio de Investigación de Vacunas Covid-19 Panamá tenía previsto comenzar esta semana. Cevaxin informó que al igual que otros materiales biológicos, estas vacunas deben conservarse en estado de congelación, en este caso en particular a una temperatura de menos de 80 grados centígrados y que para su transporte seguro son empacadas en hielo seco, que debe ser reemplazado constantemente, a fin de conservar la temperatura adecuada.

El ensayo de la vacuna de CureVac se realiza en fase 1 en Alemania y Bélgica, y en fase 2 en Brasil, Perú y Panamá. Los estudios de las vacunas se dividen en cinco fases: una preclínica en el laboratorio y cuatro clínicas en humanos. En la fase dos participan entre 100 y mil personas.

Proceso de vacuna en voluntarios (Fuente: La Prensa)

Rodrigo DeAntonio, del Centro de Investigación Cevaxin, explicó que las personas que se han inscrito para el ensayo clínico están siendo contactadas en orden –conforme a la inscripción– por el equipo médico, para brindarles información adicional y verificar que sean elegibles.

Detalló que es un médico el que les hace preguntas y envía el consentimiento informado a la persona que se anotó como voluntaria. Posteriormente, se agenda una cita en Cevaxin y se validan los documentos de identificación.

Una vez la persona está en  Cevaxin, un médico explica nuevamente el consentimiento y aclara todas las inquietudes que tenga el voluntario; y se procede con la firma del documento.

DeAntonio precisó que para verificar los criterios de elegibilidad se levanta una historia clínica y se le hace un examen físico completo a la persona. Además, se le hacen pruebas de función renal y hepática y, en los mayores de 60 años, un electrocardiograma.

También se hacen exámenes de sangre para evaluar el estado de salud general y el funcionamiento del hígado y del riñón; y se toman hisopados para verificar que no tengan Covid-19.

Cumplidas todas estas verificaciones, una enfermera especialista aplica la vacuna, se mantiene a la persona en observación por 30 minutos y se le indica cuáles son los síntomas que debe observar y registrar en su diario. Por último, se agenda una cita para cuando se cumplan siete días.

El científico recordó que al participar en los estudios de investigación clínica en vacunas contra la Covid-19 se busca garantizar la seguridad y eficacia de las vacunas en la población de Panamá, así como impactar favorablemente el curso de la pandemia. Asimismo, permite ganar una posición competitiva para poder vacunar a los grupos de mayor riesgo tan pronto como estén disponibles, entre ellos, el personal de salud y de seguridad pública.

Recientemente, la Organización Mundial de la Salud publicó una lista con las 29 vacunas contra el nuevo coronavirus que están en ensayo clínico, seis de ellas están en fase 3.

Sputnik-V, la vacuna rusa contra el SARS-CoV-2, produjo anticuerpos en todos los participantes de las pruebas en fase inicial, según los resultados publicados el pasado viernes en la revista científica The Lancet.