Tiempo Libre

Un fin de semana descansando en El Valle

4299
0

Texto y fotos: Nervis Araujo Rincón

El reloj indica con certeza la 1 de la tarde pero un viento suave, muy fresco, se cuela por entre las monta√Īas, refrescando el rostro, agrandando la dicha y dejando atr√°s el vehemente calor de la ciudad, a una distancia que no supera los 200 kil√≥metros.

Al llegar al Valle de Ant√≥n, el verde y azul protagonizan el paisaje. Las monta√Īas y el cielo parece que siempre est√°n de acuerdo para agradar al que llega. All√≠ todo est√° cerca y un fin de semana basta para descansar y descubrir. Es un peque√Īo santuario que resguarda inmensos tesoros: historia, leyendas, sitios genuinos, r√≠os, museos, fiestas y lugares para relajarse, para reencontrarse.

Artesanía y leyenda

La primera parada debe hacerla en el mercado artesanal, donde va a encontrar toda clase de productos locales, como estatuillas de piedra de jabón, tejidos, hamacas, pulseras hechas a mano; mesitas de madera, sombreros, cestas y por supuesto, las ranitas doradas, símbolo de El Valle de Antón. También hay frutas y legumbres muy frescas. Llegar a este espacio lleno de color le permitirá comprender más sus costumbres, acercarse a sus pobladores y a los visitantes, mientras compra alguna hermosa pieza y prueba un rico dulce típico.

Este mercado artesanal est√° en la zona m√°s poblada del valle de Ant√≥n y desde all√≠ se logra tambi√©n la mejor vista hacia la India Dormida, una monta√Īa que sobresale entre los cerros aleda√Īos y que se asemeja a la silueta de una mujer acostada. Su nombre responde a una leyenda sobre una doncella ind√≠gena y su amor prohibido.

Calientito

Las aguas termales deben estar en su periplo. Es un centro recreacional, donde llegan aguas de la caldera del valle, y son depositadas en una piscina. A √©stas se le atribuyen propiedades curativas para algunas enfermedades y son alivio para cualquier dolencia. Tambi√©n hay un estanque de lodo, el pozo de los deseos, chorros y un √°rea para gente discapacitada. Cuando vaya, p√≠dale al gu√≠a que lo lleve a conocer la tierra que se mueve cuando alguien brinca. Es algo √ļnico y muy curioso. Aproveche su visita al centro termal de ¬†El Valle de Ant√≥n para comprar barro para su rostro. Los beneficios son grandes y el precio muy peque√Īo.

Rareza

En El Valle de Ant√≥n tambi√©n¬† encontramos unos¬† √°rboles cuadrados, bueno no son tan cuadrados como cre√≠amos, pero s√≠ muy extra√Īos y bien particulares. Para que ustedes tambi√©n los conozcan deben llegar hasta el Hotel Campestre, que bien vale la pena conocer, y despu√©s caminar unos minutos por un sendero dentro de un bosque.

Expresión del pasado

Visite también el Museo Arqueológico, fundado el 3 de febrero de 1992, donde se resguardan piezas del arte precolombino y  religioso, que están en la sala de etnología de los siglos IX y XX. Está además la sección de cerámica, la del arte pictórico y la  de geología. Hay  obras de material lítico, glíptica y en cerámicas. Entre las piezas más valiosas están los petroglifos, las más perfectas y numerosas de Panamá.

Justo al lado de este museo est√° una hermosa iglesia de dos torres que contrastan con la altura de las verdes monta√Īas, las cuales son su marco decorativo. Se trata de la iglesia San Jos√©, otro de los atractivos de El Valle de Ant√≥n; de color blanco, sencilla y bonita; rodeada de unos hermosos jardines.

¬ŅC√≥mo llegar?

Est√° a menos de dos horas de la ciudad. Puede tomar la salida por el puente de Las Am√©ricas o por el Centenario, seguido por la carretera Panamericana. Varias se√Īales le indicar√°n “El Valle”. Tome a la derecha donde las flechas le indiquen. Siga la calle en curva hacia la monta√Īa. Por bus: Desde la terminal de buses en el centro comercial de Albrook, busque la ventana de venta de boletos para El Valle de Ant√≥n. (Tenga cuidado: hay otra ventanilla que vende boletos para Ant√≥n…¬°esos no llegan al valle!) El primer bus sale de la ciudad de Panam√°, alrededor de las 7:00 am y el √ļltimo a las 4:00pm. Los precios no superan los 5$.

Para hospedarse

En el Valle de Antón hay buenos lugares para alojarse pero sin duda el más grande y reconocido es Los Mandarinos Boutique, Spa y Hotel, un paraíso para el descanso y la tranquilidad,  un lugar idílico para pasar unos días en familia o en pareja.

Hay una enorme piscina, jacuzzis, spa, un sal√≥n de video juegos. Sus habitaciones son maravillosas. Tambi√©n hay restaurantes,¬† pub bar y una salita muy acogedora con internet. Desde este hotel son organizados senderismos de monta√Īa hacia el monumento natural Cerro Gaital, as√≠ como viajes a la playa y paseos a caballo. Los precios son variados e incluyen desayuno, circuito termal y acceso a todas las √°reas.

Hay 6 habitaciones tipo suites, muy espaciosas, con dos camas dobles o una matrimonial; balc√≥n privado con vista a la monta√Īa, ‚Äúkitchenette‚ÄĚ y sala de estar y tiene opci√≥n de conexi√≥n con una habitaci√≥n Superior, sujeta a disponibilidad.¬† Tambi√©n 9 habitaciones Honeymoon, con cama king. De √©stas, 8 tienen jacuzzi privado ¬†y preciosas vistas hacia las monta√Īas.

Habitaciones Deluxe son 29 en total, que abren hacia la piscina, con vista a la monta√Īa. Cuentan con dos camas Queen o una matrimonial y ba√Īos de m√°rmol. Este hermoso hotel tambi√©n ofrece 4 tipo Superior, dotadas de dos camas dobles, dos sencillas o una matrimonial, y una encantadora terracita con sillas y ocho, tipo est√°ndar.

Le recomendamos tomar el plan de dos días y una noche con gira para dos, que ofrece variadas opciones, como: excursión cultural por El Valle de Antón; el Cráter Tour; senderismo a la India Dormida; hacia el Monumento Natural Cerro Gaital o paseo de dos horas a caballo.

Para mayor información y reservas:


Teléfonos:

Hotel (507) 983-6645(507) 983-6645
Celular (+507) 6808-2743(+507) 6808-2743
USA: 1888-281-8413 e-mail: [email protected] [email protected]. www.losmandarinos.com