Nacionales

Una nueva forma de ver el mundo y la economía después de la pandemia

1009
0

Artículo escrito por Andreina Colina | Vecina de CDE

Sabemos que Panamá, al igual que muchos países del mundo, tienen un gran reto después de la pandemia. Hablamos con el consultor, economista y docente Luis Morán, quien nos adelantó, según su experiencia, lo que se  vislumbra en el país y sobre todo cómo nuestra comunidad puede reaccionar ante ese panorama.

Nuestro Panamá pre pandemia

Panamá venía con problemas económicos; con un crecimiento moderado y lento durante estos últimos 5 años, principalmente por el bajo nivel de competitividad, y eso tiene que enseñarnos que más allá de cualquier cosa, nuestro crecimiento debe ser fijo y contínuo. Luis Moran nos dice “es un llamado importante a que nuestro crecimiento debe darse de forma sostenible en el tiempo, porque de lo contrario, eso nos pasa factura. Ahora es muy importante que los países tengan una baja deuda pública, buen manejo de sus finanzas, buen ingreso como porcentaje del PIB y buenos proyectos de salud. Aún así, lo que vemos es que a nuestros países latinoamericanos los agarró fuera de base esta pandemia en todos estos aspectos.

Foto: DW

La pandemia en Panamá, abrió una cortina de una problemática que los economistas veníamos señalando hace muchos años, y es “el tema de la informalidad”, un factor súper importante en la recuperación del país.

Ahora bien, Panamá tiene mucha ventaja sobre otros países: su posición geográfica y la estabilidad económica son dos factores que pueden hacer mantenerlo como una nación  competitiva post pandemia; de hecho, la caída en su economía es de apenas 2%, mientras que en otros países llega a casi 14%. Pero al final, todo dependerá de muchas variables. El crecimiento no está garantizado para ningún país y la contracción para este año inclusive puede ser peor. Todo va a depender de los planes que haya por parte del Estado” , indica Morán.

Los tres períodos

El experto comenta que hay una etapa inicial de cuarentena, que ya pasamos. Luego una etapa gradual (que es la que transitamos) y en la cual va a haber una apertura progresiva. Por último, está el periodo de recuperación, que es donde debemos enfocarnos. Este proceso gradual supone una gran transformación para el país, porque las personas han cambiado su forma de pensar y sus rutinas; provocando que de todo esto surjan o se afiancen nuevas modalidades comerciales, como por ejemplo los deliverys, la educación a distancia, el teletrabajo, el ejercicio o el e-commerce, entre otros.

Hoy vemos qué hay miedo en cuanto a la cercanía entre personas, y en consecuencia, los negocios deben ir a los consumidores. Es un cambio total en lo que acostumbrábamos a ver; por eso, todos estos factores que están teniendo dinamismo serán parte del “período de rebote económico”.

Lo mejor que podría pasarnos es que surja un medicamento,  pero esto no será a corto plazo. Lo mejor es este manejo gradual de la economía, con un liderazgo en el que se vaya de la mano con la salud, “No debe haber disyuntiva entre economía y salud, es importante los programas económicos a tiempo, diferenciados y temporales”, comenta el profesor.

¿Adaptación y oportunidad?

La adaptación no es solo a nivel de empresas sino también de trabajadores. Los consumidores tendrán gustos y preferencias distintas. La adaptación de los emprendedores y los comerciantes será vital para que podamos salir adelante, la economía no volverá a ser la misma, hay un cambio en la forma de vivir y de ver el mundo y eso se verá reflejado.

Hay dos lados de impacto en lo que estamos viviendo, nos decía el profesor Morán. El  lado A, que es justamente el período difícil y de acoplamiento, y el lado B, que es el período de oportunidad; pero este período B va muy ligado a los planes de apoyo que existan para que todos estos factores económicos se dinamicen, y tengan la oportunidad de salir adelante. Es allí donde el Estado con su estrategia y liderazgo tiene un rol súper importante.

El futuro de Costa del Este post pandemia

Costa del Este es una locación de gran importancia en nuestra ciudad, principalmente por el tema empresarial. Tener un lugar de residencia con áreas verdes es fundamental en estos tiempos. La mayoría de la personas que viven acá, también trabajan  en este lugar, y esa ventaja significa mucho económicamente, porque hoy, después del período de cuarentena, valoramos el doble estás cosas, nos señala el economista.

El sector comercial y de entretenimiento toma aún más importancia económica en nuestra comunidad, y seguramente si se adaptan de buena forma pueden ser parte del dinamismo que está por venir. Además, sabemos que las empresas alrededor del mundo van a buscar destinos, y esto significa que va a llegar inversión extranjera. Muchas otras empresas van a crecer posterior a esta pandemia, convirtiendo a Costa del Este en un lugar muy atractivo para estas corporaciones.

“Período de baile” y sector inmobiliario en Costa del Este

Indica el especialista que “lo primero que vamos a ver en este sector es que los precios se van a mantener y sobre todo en la mayoría de los casos van a tener que bajar. Va a existir mucha competencia en alquiler y venta, y eso es necesario después de estas situaciones excepcionales. Costa del Este tiene que aprovechar todo esto, ofreciendo un factor diferenciador, y sobre todo incentivando y desarrollando aún más esa áreas verdes y de esparcimiento que van a ser fundamentales para su atractivo y crecimiento económico. El esparcimiento es mucho más que necesario, y de eso nos hemos dado cuenta durante la pandemia. En estos meses estaremos en un “periodo de baile”,  económicamente hacia adelante y eso es lo normal. Lo Importante es que volvemos después de la pandemia pero no podemos volver a lo mismo, esto es necesario entenderlo y aplicarlo para avanzar como comunidad”.

NOTA: Alpha Grupo Editorial no se hace responsable por los artículos  escritos por los vecinos de las zonas que cubrimos. Son una manera de dar oportunidad a que expresen de forma respetuosa sus ideas y opiniones.